República Dominicana: Hotel Iberostar Hacienda Dominicus – Dominicus, Bayahibe

Como les conté en varias publicaciones anteriores, viajé con mi familia a República Dominicana, alojándonos durante una semana en Bayahibe y durante la otra semana en Punta Cana. Además, hicimos dos excursiones: Isla Saona + piscina natural y el barco submarino.

También les había dicho que iba a hablar sobre cada hotel de manera individual, así que aquí estoy para contarles un poco sobre las comodidades del Hotel Iberostar Hacienda Dominicus, el primer hotel que nos recibió.

separadorverano

Como bien dice el título y el nombre del hotel, está ubicado en Dominicus, un barrio/pueblo situado a apenas unos minutos de Bayahibe. Deben ser cinco o diez minutos desde Dominicus al ‘centro’ de Bayahibe (que son unas pocas cuadras, con algunos negocios y restaurantes, todo bastante humilde, bien de barrio… excepto los hoteles, obviamente).

Sigue leyendo

Anuncios

La felicidad

La felicidad. Este es un tema que hablamos una vez, hace unos meses, con mi novio y le quedó una espina clavada (?)  y cada tanto me tira algún palazo. No es que nos sentamos a charlar sobre el tema, sino que hablando de otra cosa terminamos hablando de esto.

El ‘problema’ surgió cuando le dije que para mí la felicidad en sí no existe, sino que existen los momentos de felicidad. Para mí uno no puede ser feliz, porque siempre hay algo que a uno no lo conforma, no le da alegría… la pérdida de una persona, la salud, tener un trabajo que no te agrada, lo que sea.

Con años de agorafobia claramente no puedo ser feliz, perdí muchas cosas, dejé de hacer cosas, sufrí mucho (aunque ahora estoy un millón de veces mejor y volví a hacer cosas, no dejan de doler las cosas que pasé y que NO pasé a causa de esto, supongo que en algún momento voy a superar esta “rabia” y voy a poder ver con otros ojos las cosas)… pero sí tuve y tengo mis momentos de felicidad (que por suerte cada vez son más).

Sigue leyendo

República Dominicana: Isla Saona y Submarino

Como les conté en publicaciones anteriores, hace unas semanas viajé a República Dominicana (parte I y parte II). Durante los 15 días que estuvimos allá hicimos dos excursiones, una de las cuales es casi obligatorio hacerla: visitar la Isla Saona. La otra la hicimos porque era de corta duración y se veía linda 😛

Si van a visitar Bayahibe y Punta Cana, ambas excursiones les conviene hacerlas desde Bayahibe porque la playa de donde se sale está ahí, si las contratan estando en Punta Cana de entrada van a tener casi una hora de viaje hasta ahí. Nosotros sólo tuvimos unos diez minutos nada más.

separadorverano

La agencia que se encargó de nuestros traslados y excursiones durante los 15 días fue OTIUM, cuyo dueño es argentino (datazo (?) 😛 ). Algunas excursiones que ofrecen son: Isla Saona, Isla Catalina, el barco submarino y alguna más. Realmente no hay muchas cosas para hacer más que eso y deportes acuáticos… pero nosotros tenemos CERO deporte y MIL problemas de mareos/nauseas/etc 😛 (sobretodo mi mamá y yo jajaja).

Sigue leyendo

La Burguesa – Hamburguesería en City Bell

El martes pasado salí a cenar con amigas a City Bell (ex-pueblo -ya no se le puede llamar pueblo ni barrio, pero tampoco ciudad- que queda en las afueras de la ciudad de La Plata) y decidimos ir a conocer la nueva hamburguesería, llamada La Burguesa.

Ubicada en el corazón de City Bell sobre la plaza más popular, la Belgrano, este local ofrece unas exquisitas hamburguesas caseras hechas de carne vacuna al 100%.

El lugar es pequeño pero acogedor, tiene un patio externo y una bonita decoración. De todas formas, me resultó algo incómodo o raro nuestra ubicación: una habitación (en tiempos pasados fue una casa) desde la que no se tenía mucha visión del local, sólo se podía ver la cocina (que es abierta) y a mí me gusta mirar la decoración, los espacios, la gente…

Está la espantosa moda de usar frascos de vidrio como vasos y La Burguesa no es la excepción.

Sigue leyendo

Vacaciones en República Dominicana (parte II)

Continúo contándoles sobre el viaje a República Dominicana. Si no leyeron la parte I, pueden hacerlo entrando a este link.

separadorverano

El segundo destino fue Punta Cana en donde, lamentablemente, había muchas algas, tanto afuera como adentro del mar. Las de afuera largaban olor (sobretodo las que estaban desde hacía unos días porque fermentaban) aunque cada dos o tres días las enterraban en la arena con máquinas excavadoras, y las que estaban en el mar eran molestas. Hubo días en que hubo más y otros menos (o al menos así parecía).

Nos alojamos en el Hotel RIU Palace Macao (del que hablaré en otra publicación individual), mucho más chico que el de Bayahibe y sólo para adultos. Lo que nos sorprendió, porque nunca habías visto ni ido a un lugar así, fue que era un complejo de hoteles. O sea, había una entrada principal a todos los hoteles RIU (lo mismo ocurría con los de Iberostar que estaban pegados al complejo este) que eran 5 y se comunicaban entre ellos por calles internas. Además había un paseo de compras, un Duty Free y la disco Pacha (de acceso gratuito, excepto cuando hay shows que te cobran U$S3). Los huéspedes del Palace Macao podíamos ir a comer (bebidas aparte) a uno de los hoteles que estaba al lado y al que tenía playa artificial -porque no tiene salida al mar-. Este último también cuenta con SPA y otros servicios de ese estilo que también podía ser contratado por las personas de otros hoteles. Nosotros fuimos a chusmear y a sacar fotos a 3 de los 4 hoteles que nos rodeaban.

Sigue leyendo